viernes, 22 de septiembre de 2017

México, de Luto y en pie





Somos un país que derrotamos a las adversidades con solidaridad y mucha unión







Un saludo a todos. Espero que estén muy bien y nadie haya sufrido ningún percance. Les mando abrazos. 
En estas últimas semanas los mexicanos hemos sufrido lamentables acontecimientos, como huracanes y dos sismos terribles en menos de quince días. 
Desafortunadamente muchas personas han perdido a sus seres queridos y muchos otros han quedado sin hogar. 
Como mexicano me siento muy triste, pero igual que ustedes, he tratado de apoyar a todos estos hermanos mexicanos que ahora nos necesitan. 
Un lado positivo, porque sí hay uno, es ver que una vez más los mexicanos nos unimos y demostramos que ante la adversidad siempre estamos juntos para apoyar a nuestros semejantes. 
Han sido días de tragedia y sufrimiento; sin embargo, debemos sentirnos orgullosos por la solidaridad mostrada en las últimas semanas por ciudadanos, hospitales, Cruz Roja, artistas, deportistas, rescatistas, instituciones, comercios, policía, ejército, medios de comunicación y gobiernos. ¡Todos unidos por México! 
Sin duda, en las últimas horas, a partir del 19 de septiembre, lo más emotivo ha sido el rescate de víctimas y sobre todo de varios niños que estaban debajo de los escombros de la escuela Enrique Rébsamen al sur de la ciudad. Esto gracias a la gran organización de la Marina y el Ejército, al frente de los rescatistas conocidos como “topos”, sus perros y cientos de voluntarios que han trabajado arduamente.
RESPETO. Mañana 23 de septiembre se cumplirán 100 años del nacimiento de mi padre, Rodolfo Guzmán, y dentro de todas las celebraciones que hemos realizado durante este año estaba planeada una función de lucha en su natal Tulancingo. Decidí posponerla para el próximo jueves 28 de septiembre, a la misma hora y lugar. 
Esto es porque estamos de luto y no podemos celebrar mientras nuestros semejantes sufren. Sé que El Santo estaría de acuerdo con esta decisión. 
¡Somos una gran nación y no merecemos tener gobernantes y autoridades corruptas, quienes han saqueado durante décadas este gran país! Así que si continuamos unidos podemos hacer mucho más por nuestro hermoso México.
Nos leemos la próxima semana para que hablemos sin máscaras.
El Hijo del Santo

jueves, 21 de septiembre de 2017

El Santo, un elegido del universo

Para celebrar el 100 aniversario del "Enmascarado de Plata" se han dado diversos homenajes

Cortesía: https://www.debate.com.mx




Ciudad de México.- Rodolfo Guzmán Huerta fue el hombre que le dio vida al "Enmascarado de Plata" El Santo, fue elegido del universo, mismo que alcanzó el éxito y fama gracias a quien portó durante muchos años su máscara, así lo expresó El hijo del Santo.
"El Santo fue un elegido del universo, de Dios porque todo lo que él hacía lo hacía bien y todo funcionaba”, dijo su hijo quien en estos momentos ya se encuentra retirado de los cuadriláteros.
Rodolfo Guzmán Huerta nació un 23 de septiembre de 1917 en Tulancingo, Hidalgo, sin duda es uno de los luchadores más famosos de México y el mundo y uno de los iconos en la cultura mexicana del siglo XX. En su honor se han dado diversos homenajes para celebrar los 100 años de su nacimiento, el "Enmascarado de Plata" trascendió como ningún otro en el ámbito de la lucha libre y se transformó en un superhéroe.
Para el Hijo del Santo, su padre fue un gran ser humano que cumplió todo lo que se propuso tanto arriba como abajo del ring, un hombre ejemplar para él y para algunos miembros de su familia."El Santo existió gracias a Rodolfo Guzmán, porque si lo hubiera personificado otra persona quizá no hubiera tenido el éxito que tuvo en las manos de Rodolfo Guzmán Huerta”, expresó emotivo el ex luchador.
El amor, su entrega y cariño hacia el personaje fueron determinantes para que la leyenda de plata lograra el éxito que hasta el momento se mantiene. El Santo, el personaje que toda la multitud quería saludar, el hombre carismático, accesible y con mucho profesionalismo, son las características que el Hijo del Santo señaló para que su padre alcanzara a convertirse en lo que ahora realmente es.
En 1952 fue cuando El Santo apareció por primera vez como superhéroe en una historieta con publicación semanal llamada "El Enmascarado de Plata ¡Una aventura atómica!", la cual logró vender miles de ejemplares semanales.
De acuerdo al Hijo del Santo, el parteaguas de su padre para llegar a lo más alto de su carrera fue su cambio de técnico a rudo, ya que cuando existía la historieta y había realizado una película la cual era un éxito total, el "Enmascarado de Plata" era rudo. 
En su etapa como luchador vivió batallas ante leyendas como Black Shadow, el Perro Aguayo, Espanto, Blue Demon, Espanto I, entre otros. Para muchos aficionados, El Santo es considerado como el mejor luchador de todos los tiempos, jamás perdió su máscara y ganó los campeonatos: mexicano de peso pesado ligero, campeonato mexicano de peso medio, mexicano de parejas con otra leyenda como lo fue el Rayo de Jalisco y campeonato mexicano de peso welter.
La etapa como luchador del "Enmascarado de Plata" comprendió desde 1942 a 1982. El 5 de febrero de 1984, años después de su retiro lamentablemente falleció a consecuencia de un infarto de miocardio, fue sepultado en Mausoleos del Ángel en donde lo despidieron más de 10 mil personas, así como varios luchadores.
El Hijo del Santo hará una lucha especial en Tulancingo, Hidalgo, en honor al 100 aniversario del "Enmascarado de Plata" en donde se estará midiendo ante otro maestro de la Lucha Libre, Mil Máscaras.